Las rastas o dreadlocks

Las rastas o dreadlocks





Es un peinado formado por trenzas enredadas, característico de los rastafaris. Generalmente las personas que llevan rastas son rastafaris, pero no debe asociarse directamente el peinado con la cultura rastafari, ya que personas de muchos grupos étnicos han usado rastas en el transcurso de la historia. 






Dreadlocks proviene de Jamaica,a partir de la palabra "dread"(pavor) y "locks"(cerraduras) que interpretan como Nudos de miedo.

      Muchas personas, al no estar bien informadas, tienen falsas creencias acerca de las rastas: suelen tener la idea de que las personas con este peinado no se bañan y hasta se ha llegado a decir que durante el procedimiento de hechura de éstas, se aplican sustancias extrañas como chapopote o miel, entre otras; lo cual es una mentira.





Las rastas son básicamente cabello tejido y enredado para darle la forma de tubo, que posee un grosor variable. La forma más común de hacerlas, aunque existen otros métodos, es la siguiente:

  1.   Se secciona el cabello, separando los mechones de cabello que se quiere hacer rasta. Es recomendable que las secciones comiencen de la base en la cabeza y que la base de cada mechón sea de forma cuadrada, triangular o circular.
  2.  Se enreda el mechón con ayuda de un peine, pasando el peine de abajo hacia arriba para empezar a dar forma, enredándolo.
  3.  Ya que se ha hecho más firme y circular la base, se toma el cabello y se envuelve hacia un lado, luego se divide en dos y se hala hasta la raíz formando una especie de nudo. Se repite este paso hasta llegar a la punta tratando de apretar los nudos lo más posible.
  4.   Una vez que se tiene la forma base se tejen los cabellos que estén salidos hacia adentro con ayuda de un ganchillo de tejer (crochet) del número 10 u 8. Se atraviesa la rasta con el gancho y en el lado sobresaliente del gancho se enreda el cabello desde donde sale para luego meterlo a la rasta hasta que no queden cabellos salidos. Se debe hacer apretado e ir cambiando los lados para lograr una forma cilíndrica y regular.   
  5.  Por último se frota la rasta con las manos de un lado hacia el otro, para aplacar el cabello sobresaliente y aplacarlo en la rasta.

Para mantener unas buenas rastas limpias, es muy bueno lavar las raíces con jabón de coco, no será necesario lavarlas a lo largo pues basta con el agua con jabón que les caiga. Sobre todo en los primeros días se deben de arreglar continuamente las rastas, tejiendo los cabellos salientes para evitar que se enreden entre sí.
Las rastas evolucionan con el tiempo y también se han convertido en tendencia.




Si te agradan este tipo de artículos ayúdame a compartirlo y regálame un like.

No hay comentarios:

Publicar un comentario